Baltasar Comotto y Gaspar Benegas, integrantes de la banda que acompaña al Indio Solari en sus recitales, presentan #FechadeReyes este viernes 30 en Niceto. El show en Olavarría, la mitología india, el rol del músico y la industria musical resultan temas inevitables al charlar con estos dos hacedores de sonidos crudos y distorsión. Y una duda surge: ¿Seguirían tocando con los Fundamentalistas del Aire Acondicionado sin el líder?

Por Javi Chateau

Audiovisual de Marcelo González


La terraza del Niceto Bar aún estaba preparándose para el turno noche. Una entrevista con un canal de televisión acababa de concluir y Baltasar miraba por el balcón el tren que pasaba por las vías de Juan B Justo, quizás imaginando la rueda de prensa que se venía en un rato. Gaspar acababa de recibir una caja con varios discos de La Mono recién salidos de fábrica y se sorprendía con el librito que trae las letras. Pero al momento de encender el grabador Gaspar Benegas y Baltasar Comotto ya tenían la energía puesta en dar a conocer sus nuevos trabajos y el show que darán juntos, con sus respectivas bandas, el próximo viernes 30 de junio en Niceto. Prometen, entre risas, tocar “fuertecito”, en oposición al hit reguetonero. Y aunque afirman que no se venden más discos, salvo los artistas consagrados, se animan a producir los suyos como “carta de presentación” antes de salir a rocanrolear.

Baltasar Comotto: flaco, alto, de risa llamativa y modestia bien llevada. Con dos discos propios sobre los hombros, Rojo (2008) y Blindado (2011), planea lo que será este nuevo show y el lanzamiento de su próximo disco en este  2017. Andrés Calamaro, Luis Alberto Spinetta y El Indio Solari son algunos de los artistas más representativos con los que ha compartido escenario. Gaspar Benegas: pelado, aunque de gorro, de mirada profunda y humor ácido. Decidió formar “La Mono” junto a Lucas Argomedo (bajo) y Ramiro López (batería) para “transitar ese mundo del componer letras” y construir un trabajo propio, artesanal y directo, tras haber tocado en “Asado Violento”, “Las Manos de Filippi” y con el cantante de los extintos “Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota”.

A ambos los une una amistad de años, un conocimiento mutuo más allá de la música. Pero también ser pilares de Los Fundamentalistas del Aire Acondicionado desde aquel noviembre de 2005 en el que “El Indio” tocó en el estadio Ciudad de La Plata por primera vez. Y no solo por la figura de ese líder que los convocó a formar parte de su proyecto sino por la identidad que fueron logrando; eso que los guitarristas, y músicos en general tal vez, reconocen en un riff, o solo, e inmediatamente los remite al violero que lo está ejecutando. Es así que tal conexión entre ambos les permite reconocerse el uno al otro al más ligero punteo de cuerdas. Aunque de ligero, precisamente, no conste su sonido. Libertad al hacer su música, aprender, enseñar.

banegas
Fotografía: KVK

_ ¿Cómo viven esta nueva presentación?

Baltasar: _ Con mucha alegría y ganas. Por primera vez vamos a montar algo juntos, aunque cada uno con sus proyectos, en una noche. Sobre el final de esa noche nos vamos a unir para hacer clásicos del rock argentino.

Gaspar: _ El disco que estoy presentando con “La Mono” se fabricó ahora, en soporte material. Ya había sido lanzado vía Spotify y distribuidoras virtuales. Luego lo pirateé, lo puse en Youtube e hice algunas ediciones para mandarlo a las radios. Me encargué de que lo conozcan. Lo que quería era que llegue a la gente cuanto antes;  apenas lo terminé, y  mastericé, lo subí a las redes y compartí.

_ ¿Cómo se llevan con ese tema? Eso de compartirlo antes de que salga a la venta; algo no muy acorde a la industria musical…

B: _ Un poco que lo vas amoldando a cómo se van dando las cosas en el día a día. Cuando sale el disco tenés un panorama de dónde vas a distribuirlo y hasta dónde vas a llegar; en este caso se hace de una forma independiente.

G: _ Tenemos la colaboración de una compañía que se llama Rock&Reggae que fue la que hizo la fabricación del disco. Es un apoyo que solo llega hasta ahí, no es una discográfica. Lo más importante es poder compartir la música. Discos, por el momento, no se venden. Uno los hace porque es como un pintor: hace cuadros todo el tiempo para dejar plasmado su arte. A nosotros nos toca grabar disco. Es como una carta de presentación, también, para poder hacer una nota o presentar los shows. Hoy en día se pueden hacer canciones y no discos, videoclips. Hay músicos que tienen canales de Youtube. Tenés que encontrar tu forma de difusión; pero lo más importante es hacer llegar tu música a la gente. Nosotros hacemos los discos y, una vez que está terminado, ya no sabemos qué hacer. Ahí es cuando pedimos ayuda a gente más especializada, que sabe más de la industria de la música para que nos dé una mano con eso.

balta sar(1)
Fotografía: Jorge Badillo

_ ¿Empiezan a reconocerse cuando se escuchan? ¿Notan que su forma de tocar  toma una identidad?

B: _ Creo que sí, hay una línea y tendencia. Se va teniendo como una impronta propia.

G: _ Igual reconocernos es fácil porque nos conocemos mucho. Siempre que escucho un disco con la participación de Baltasar, apenas empieza el solo, reconozco inmediatamente su sello. Pero bueno, así no vale, nosotros tocamos juntos hace muchísimo. De todos modos está bueno que otros reconozcan tu sonido. La exposición de tocar con el Indio y ver que hay chicos que se inspiran con el sonido de uno; a componer o sacar un solo con el lenguaje que utiliza uno, que lo adapten, es una gran satisfacción, lo veo como un logro. También es gracias a haber participado en los discos del Indio.

B: _ Sí, porque en ellos hay una gran participación de las violas además.

_ ¿Cómo ven la movida del rock hoy por hoy? ¿Sienten que es necesario que se junten bandas y creen circuitos conjuntos?

B: _ Veo que hay muchas bandas y mucha movida en el país. Argentina es una usina de expresión artística en todo sentido. Por más que no haya guita, que las cosas anden mal, los pibes se mandan con sus proyectos. Hay muchos grupos nuevos que están saliendo y están buenísimos: La Mono, Todo Aparenta Normal, Carajo, Eruca Sativa y muchos otros. Está muy activa la escena del rock actual; se renueva y aparecen nuevas generaciones de pibes que tocan bárbaro y salen al frente en un contexto difícil, porque no es fácil tocar en la Argentina. Y pese a eso las bandas existen y está buenísimo.

G: _ La industria de la música está un poco en decadencia por cómo la música se comparte y transmite hoy en día. El negocio bajó mucho, y el del rock es bastante pequeño. Si bien nosotros le damos mucha importancia porque tenemos una cultura rockera muy fuerte en el país, a nivel de la industria musical es una minoría la que hace este género. Pero el rock tiene esa cosa de que salió del under y el boca en boca; y hoy más que nunca. Porque si las compañías ven que no vende no van a apoyar a esos artistas. Salvo a los consagrados que serían los únicos que podrían llegar a ser un buen negocio. Las bandas nuevas salen de lugares que ni te imaginás y son completamente independientes. Me tocó trabajar con varias como Salta la Banca que no salieron de una compañía o los chicos de El Mató a un Policía Motorizado. Se hacen su propio camino, estética, público y circuito. Está bueno que suceda así, sobre todo en el rock; porque no va a ser el tema que te pasen en la radio como “Despacito” sino va a ser algo que te pase un amigo. Un tema que no lo conoce nadie, como los de La Mono (risas).

_ ¿Van a tocar “Despacito”?

G: _ No, “fuertecito” vamos a hacer (risas)

_ ¿Piensan que el músico debe tener un compromiso social asumido, como artista, o es algo intrínseco a lo que hace?

B: _ Creo que el compromiso es con la música. Que esté bien hecha y que quiera contar y decir algo. Ahí está la cuestión, poder proyectar eso. Después si lo hacés de una manera activista o con referencias políticas…Rage Against The Machine tiene una manera de expresarse muy a ese estilo, es su forma estilística.

 

G: _ Todo es válido porque un artista debe tener esa libertad: si quiere hacer un arte panfletario, que lo pueda hacer y está bien. Porque si es sincero y lo hacés como te gusta, está bien. Por ejemplo si un artista hace un mural ¿Por qué no puede ponerla a Eva Perón si el tipo lo sintió? A mi personalmente no me gusta, me gusta que si me quiero comprometer políticamente lo hago desde un lugar de militar o apoyar en alguna agrupación o movida. Y si desde el arte quiero apoyar, en un marco político, lo voy a hacer pero mis letras no van a ser “políticas” porque no lo siento de esa manera. Puedo apoyar una causa con la que estoy de acuerdo sin importar el partido mas que la causa en sí, y voy a hacer mi música no algo adaptado o distinto a lo que siempre hago.

 

 

_ Respecto al show del Indio en Olavarría, ¿Se puede tener absoluto control, y responsabilidad, de lo que pasa con tanta gente o, en un punto, se hace imposible?

B: _ Puede pasar en distintos ámbitos también. Hace un tiempo estuve en un festival mientras tocaba Snoop Dog y recuerdo que pintó una avalancha que me dejó en la Avenida del Libertador  y era un festival con entrada cara y toda la cosa. No pasó nada de milagro; hay siempre un factor riesgo.

G: _ Lo que pasa es que en un caso como este que no se sabe, porque ni nosotros ni nadie sabe con exactitud qué pasó, me parece que lo más sano, por respeto a esas familias, es callarse. Podemos hablar del show, de cómo lo vivimos pero una cuestión así no está en las manos, ni los planes, de los productores, de un intendente. Después habrá responsabilidades; nosotros de eso no tenemos idea. Estamos pendientes de la música, hacemos lo mejor de nosotros, de todo lo otro tenemos poco para aportar.

_ ¿A futuro verían posible hacer funcionar a “Los Fundamentalistas” sin el Indio o es algo improbable?

G: _ Es algo que sin él no lo veo factible. La banda es El indio Solari y los Fundamentalistas del Aire Acondicionado.

B: _ Es su música y nos gusta tocar esos temas con él. Lo que suceda más adelante no sabemos.

G: _ La esperanza que tengo es que se resuelvan las cosas para poder volver a tocar y hacer algún show más.

_ Estuvieron grabando el nuevo disco también…

B: Sí, estuvimos interiorizándonos un poco en el nuevo material que va a estar muy bueno, se está viendo cuándo sale. Estamos contentos con eso.

_ Gaspar, una vez publicaste un video en Instagram, a modo de joda, diciendo que ibas a Nueva York a visitar al Indio aunque la imagen mostraba una calle de tierra en el conurbano bonaerense. ¿Cómo llevan esa cuestión de los mitos alrededor de su figura?

G: _ Es algo con lo que siempre tuve que convivir; escuchar a otros artistas que hablan de él sin conocerlo. Yo no me meto y dejo que hablen. Pero en esta situación, en la que ibas al supermercado y la cajera te hablaba del Indio, me rompía mucho las pelotas y a modo de catarsis subí ese video. Porque la verdad es que él vive bien pero nada más. Le han dedicado canciones como que vive en una mansión y demás exageraciones que son parte del mito. Pero no está bueno que se metan en la vida privada de la gente.

B: _ Además nosotros estamos abocados a su arte, a la música, y vamos a colaborar en lo que podemos hacer, tocar las violas y participar desde ese lado. Después respecto a todo lo que rodea su figura estamos blindados.

_ ¿A nivel compositivo tienen lugar a la participación?

G: _ Es a nivel arreglos. Cuando uno es músico va y se hace sus arreglos de lo que va a tocar y en otros casos lo hacés junto a él. Pero más o menos es como que vos llamás a un músico porque ya sabés cómo y qué toca, por eso lo convocás: porque toca eso que vos querés. No es a nivel composición pero sí en los arreglos que todas las bandas tienen esa participación.

 

 

 

 

_ ¿Notan, en sus materiales propios, que aquellos con los que tocaron a lo largo de su carrera les fueron dejando algo?

B: _ La influencia está porque es parte de nuestra historia musical. Después en lo que hace cada uno busca su camino y su línea. En mi disco creo que la música que hago es diferente a la que hace el Indio, por ejemplo. Pero las une el rock, en un punto, con la saturación de las violas, el sonido podrido; puede que ahí se vea una buena influencia.

_ ¿Y cómo se sienten cantando?

G: Si aprendés con el Indio puede ser que algo se te parezca la voz. Pero la mía ni en sueños se parece (risas). Pero seguramente es una influencia en mi música, y todo, porque yo era muy joven cuando ingresé a su banda. Obviamente que aprendí un montón de él en la forma de componer, de producir, de cantar, de encarar un show. Hasta a veces, cuando estoy por hacer un show, le escribo y le consulto, le pido que me tire una data.

_ ¿Cómo sienten el rol del músico, sus inicios y el camino que construyeron hasta hoy?

G: _ ¿El oficio del músico? Está buenísimo. Tenés que reinventarte todos los días. Es un trabajo como el del actor, no es constante. Podés estar saturado de laburo, después no tener; de golpe sos rico, después sos pobre. Es un poco “freak”, pero la riqueza del músico es una riqueza en experiencias de vida: poder viajar, tocar para mucha gente.

B: _ Es ir evolucionando, me parece. Tratar de ir progresando como músico y como persona, creo que va por ahí el camino: mejorar.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s