10986688_10152796135332637_2788276111497765588_n

¿Cuáles son sus valores de la Juventud PRO? ¿Cómo es su formación política? ¿De dónde vienen? ¿Tienen pasado por otro tipo de militancia? ¿Cuál es su visión sobre temas como fuerzas de seguridad, los ’70 o el derecho al aborto? En FM La Colectiva entrevistamos y debatimos con Nicolás Bari, coordinador de Empleo Joven en la Secretaría de Trabajo y Secretario de Políticas Públicas en Jóvenes PRO a nivel nacional.

Por Carlos Sanabria @hayquearar / Santiago Pellegrini @Sanjpelle / Estefanía Santoro @FanuSantoro


Ph: Mauro Russo
Ph: Mauro Russo

_ ¿Cuándo y motivado por qué te acercaste por primera vez al Pro?

_ Recuerdo ver a María Eugenia Vidal, en 2009, inaugurando uno de los centros de primera infancia; yo terminaba la secundaria y empezaba a estudiar Ciencia Política en la UBA. A los 18 años tenía ganas de participar, de llevar lo que uno conocía de manera teórica a la práctica. Cuando vi esa inauguración me pareció que era una política que igualaba las oportunidades de acceso y salubridad a niños de 45 días a 3 años, igualándolos con pibes que venían de guarderías en donde estaban atendidos gracias a que los padres venían de clase media o media alta. Eso fue una de las cosas que me motivó. También creo que los que tenemos veintipico somos hijos del 2001 en el sentido de la descomposición de los partidos políticos tradicionales y de un descreimiento de la política generalizado. El PRO surgía como algo nuevo, nunca había participado en política, con gente nueva y con un clivaje muy centrado en la gestión: en mejorar la vida a los vecinos de la Ciudad.

_ ¿Los pibes y pibas que se acercan al PRO tiene experiencias políticas previas? ¿Cuáles son las principales motivaciones que los llevan a meterse en el Pro?

_La mayoría de quienes se suman a la militancia juvenil, tienen en el PRO su primera experiencia. En general tienen entre 17, 18 y 22 años. Me parece que hay un descreimiento, no en la política, porque creemos en ella para la transformación de la realidad, sino de la política tradicional y los miembros de esos partidos. La crisis del 2001 le afectó mucho a nuestra generación, ver el peronismo vendido al liberalismo de los ‘90, a la UCR que no hizo pie y volvió con Cavallo en el 2000 luego de echar a López Murphy, que también era liberal.

_ Sin embargo, pese a ese descreimiento a los partidos tradicionales, el PRO está aliado y afianzado a uno de ellos a nivel nacional, la UCR.

_ Son cuestiones de coyuntura electoral. Para armar algo serio y atractivo a nivel político, se necesita de un armado territorial que el PRO no tiene. Tampoco está bueno ponerse en purista y mantenerse con el armado territorial que tiene el PRO a nivel federal, que es bastante poco por los 10 años que tiene el partido. Se necesitan estructuras territoriales a nivel nacional que te puedan fiscalizar y que tengan una dinámica política aceitada, aún no la tenemos en muchos lugares del país.

_ ¿Cómo definirías ideológicamente al partido? Es un partido identificado con la derecha, con el neoliberalismo ¿Cómo se definen desde adentro?

_No creo en izquierdas y derechas. Lo que hay que analizar son las políticas públicas de fondo. Si lo queremos poner pensando en un clivaje histórico, al PRO lo definiría como una social democracia con un pragmatismo con mucha visión de gestión. No podría posicionarlo entre izquierdas y derechas, porque si uno piensa que el presupuesto de educación era del 8% con Telerman y ahora es del 21% (N de R, la inversión promedio de Jorge Telerman fue mayor: osciló entre el 29 y el 27,5% del total. Ver link), si ve la escrituración y urbanización de las primeras villas en la historia de la Ciudad, se suben los impuestos a la zona norte para redistribuir a la zona sur ¿Eso indica que el PRO es un partido de izquierda? ¿Socialista? No, pero sí tiene ese clivaje de problema y resolución. Quizás no se basa en conceptos teóricos para resolverlos, pero si lo queremos encuadrar es una socialdemocracia.

2
Ph: Mauro Russo

_ ¿Cómo se forman en Jóvenes PRO? ¿Leen autores, conceptos?

_ No hay una bajada de línea estructurada como puede ser en partidos, por ejemplo, de izquierda. Leer a Marx, Lenin o determinados autores con los que tenés que lidiar en el camino a ese partido. Muchos de los que estamos en la Juventud PRO participamos dentro de la gestión y esta social democracia con la visión de resolver los problemas, hace que nos formemos en las áreas de gestión en cuanto a lo pragmático. En cómo elaborar una política pública, en cuestiones presupuestarias… para que luego de un proceso de formación uno pueda ocupar un espacio con seriedad, de la mejor manera.

_ Planteás que tienen una formación más técnica que teórica, pero cuesta imaginar un abordaje sobre lo social que sea “neutral”, “objetivo”, “desideologizado”, cuando siempre hay una carga valorativa sobre todo hecho social.

_ Le damos mucha bola a la formación técnica. Muchos de los funcionarios del Gobierno de la Ciudad se prestan a charlas con nosotros y nos asesoran, nos ayudan en nuestra formación, tanto política como técnica, para entender y analizar la realidad. Algo que me parece importante es que cada uno pueda interpelar la realidad desde el punto de vista que le parezca. Muchas veces las doctrinas ideológicas limitan a uno con preconceptos, y la realidad que se nos interpone, cuestiones del día a día, no pueden ser analizadas con conceptos tan duros.

_ ¿Por qué el PRO no participa de las marchas del 24 de Marzo? ¿Hay una visión sobre los ’70 en Jóvenes PRO?

_ Me parece que las banderas de Memoria, Verdad y Justicia son transversales a todos los partidos políticos. Es una discusión saldada la que se da en relación de los Derechos Humanos. La cuestión de los ’70… todos estamos a favor del juicio a las Juntas, de la derogación de las leyes de Obediencia debida y Punto final.

_ ¿Y por qué no se participa de esos encuentros?

_ Hay mucha hostilidad por parte de partidos de izquierda y de La Cámpora. Desde el kirchnerismo hay una bajada de línea muy clara: apropiarse de la bandera de los DDHH y me parece que no está bueno apropiarse de esto ni de los ‘70, ni de los desaparecidos. Todos los que estamos politizados nos consideramos, antes que militantes del PRO, militantes de la democracia.

_Pese a ello hay personajes políticos, dentro de su bloque, con pasado ligado a esa etapa nefasta del país. Por ejemplo el candidato Arroyo, electo en Mar del Plata integró la lista del represor Luis Patti en 2007 e hizo afirmaciones como: “Las niñas puede tener pelo largo, porque las mujeres pueden dedicarle cuatro horas a la cabeza” o que como intendente “van a ser las 3 o 4 de la mañana y voy a caer en un barrio de sorpresa. Vamos a actuar, como se debe, y todo el mundo se va a tener que cuidar. Vamos a enseñarle reglas de comportamiento a esta sociedad que está un poquito descarriada” ¿Qué opinás?

_ Repudio esos dichos si es que fueron ciertos, no los escuché. Ese candidato viene de la agrupación Atlántida, que no es del Pro. Fue en la lista de Cambiemos y si dijo cosas estigmatizantes hacia la juventud y las mujeres, lo repudio. No se debe estigmatizar de esa manera a las mujeres ni a los jóvenes, porque los jóvenes estamos para cambiar la realidad y las mujeres para ser felices. No lo escuché, pero como dirigente de juventud, te digo que no pensamos de esa manera.

_ Así como se dice que el kirchnerismo se ha tragado el “sapo” de Scioli, ¿Desde Jóvenes PRO se han tenido que tragar muchos “sapos”, personajes que no les gusta que integren el partido?

_ “Sapos” que recuerdo, de manera repudiable, fue el “Fino” Palacios, que fue desplazado automáticamente apenas fue denunciado y procesado. Lo de Niembro tampoco estuvo bueno, pero apenas aparecieron las denuncias se lo desplazó de la lista. Creo que son actos que transmiten algo a la militancia juvenil; que gente que está denunciada sea desplazada del espacio de toma de decisiones, me parece una mirada política clara en contraposición a lo que significa tener a un vicepresidente procesado.

_ ¿Con qué dirigentes se identifican más los Jóvenes PRO?

_ Hay dirigentes con los cuales uno se siente más referenciado, ya sea por cuestiones ideológicas o por cuestiones de práxis política. La linea de Marcos Peña me encanta, me parece que es un dirigente joven que viene a transformar la política; Rogelio Frigerio, con una idea desarrollista, con una idea de un estado que intervenga fuertemente y ayude a los privados para la creación de nuevos puestos de trabajo, y Esteban Bullrich, que es un tipo que hizo mucho por la educación pública en la Ciudad de Buenos Aires, ya sea cerrando las paritarias docentes por arriba de Nación, y llevando la educación pública a los mejores estándares internacionales, dando inglés y las netbooks desde primer grado.

_ Mencionaste a Esteban Bullrich, y una cuestión polémica fue el 0-800 que salió en el 2012 para denunciar las infiltraciones políticas dentro de las escuelas. ¿Cómo se posicionan desde la juventud ante posturas que intentan frenar la militancia política? El mismo Esteban Bullrich afirmó que había 5.000 denuncias

_ No es asi porque el Pro está en las universidades y en colegios secundarios, y ese 0-800 no tenía nada que ver con denunciar “infiltraciones políticas” ni nada por el estilo. No recuerdo ahora el eje central de ese proyecto, estamos trayendo algo desde hace tres años… La Ciudad es el único distrito donde sube la educación pública por sobre la privada, y tiene el presupuesto educativo más alto de la historia en la Ciudad.

_ En los partidos políticos con más historia suele haber tensiones entre las bases y los dirigentes para que estos no “traicionen” las banderas del partido. ¿Ustedes, desde Jóvenes PRO, cómo se piensan?

_ Siempre las juventudes políticas corrieron “por izquierda” a los dirigentes del partido; desde la JP en los ‘70 a Perón hasta la coordinadora radical en los ‘80 y ahora, tal vez, La Cámpora con las internas a los barones del conurbano. Las juventudes tenemos un “fuego revolucionario” de pensar políticas públicas que le hagan bien a la sociedad en su conjunto. Hemos tenido discusiones políticas con nuestros dirigentes. Por ejemplo, desde la juventud hemos impulsado una Ley Nacional de Juventud, para crear derechos y programas de política pública para los jóvenes en la Argentina. Hemos militado esa ley y fijamos una posición que terminó siendo partidaria: hoy Mauricio Macri mismo plantea un programa de inclusión socio-laboral para jóvenes entre 18 y 29 años, que son el núcleo duro del desempleo en la Argentina. Fijamos posición y agenda dentro del partido.

_ ¿Cuál es el posicionamiento de Jóvenes PRO sobre las fuerzas de seguridad? Te lo pregunto a partir del caso de gatillo fácil de la Policía Metropolitana contra Lucas Cabello. María Eugenia Vidal salió prontamente a afirmar que se trató de un caso de “violencia de género”, y se comprobó que no fue así.

_Me parece que hay un doble eje en términos de seguridad. Primero hay que incluir socialmente; con las becas “estudiar es trabajar”, creando empleo, con programas sociales, redistribuyendo… En segundo lugar, existe una policía de cercanía, que es la Metropolitana…

_ En ese caso la cercanía jugó en contra a un pibe que mataron…

_ La seguridad de la Ciudad depende de la Policía Federal, la Metropolitana es una policía de cercanía que va a costar que llegue a todas las comunas; por ahora está en 4 con 5 mil efectivos, y la gente en general está muy satisfecha en ese sentido. Si el policía accionó de esa manera, la justicia debe actuar, y si debe ser procesado estoy de acuerdo. No estoy de acuerdo con la represión policial; lo que pasó con los trabajadores de Lear no me pareció bueno, con Berni frente a la represión. Si existe un hecho así en la Ciudad de Buenos Aires, o en un futuro gobierno de Mauricio Macri, lo reprocharé de la misma manera.

_ ¿Tienen los Jóvenes PRO opinión formada respecto a la cuestión del derecho al aborto legal, seguro y gratuito?

_ Hay mucha discusión interna; es un tema muy sensible. Por ejemplo Laura Alonso, que es diputada, está a favor y ha tenido reuniones con muchas asociaciones de mujeres.  Creo que es un debate que se tiene que dar en la sociedad en su conjunto. Con el código civil nuevo, que identifica la vida desde el primer día de gestación, el derecho al aborto legal va a estar difícil. Yo no tengo una posición tomada, me gustaría adentrarme más en este tema.


Hubo también tiempo para debate sobre vivienda y política de villas del Pro en la Ciudad de Buenos Aires. Decidimos separar ese material para otro artículo que será publicado en los próximos días por Agustín Bontempo, de la agrupación política villera Lxs Invisibles.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s