“Vivimos en un sistema injusto, opresivo, y no se resuelve con un cambio de gobierno”

DSC_0934
Irma Caupan Perriot

“Este es un llamado a las hermanas de todos los pueblos de Argentina y el mundo, un llamado que parte desde el corazón, del tuyo, del mío, que es desde la tierra. Un llamado que grita, que vocifera, que pretende despertarte…” Este 21 de abril se realizará la 1ra Marcha de Mujeres Originarias por el Buen Vivir, la cual concentra a las 13hrs frente al monumento al genocida Julio Argentino Roca, para luego dirigirse al Congreso Nacional, en donde se presentara un anteproyecto de ley para crear un Consejo de Mujeres Originarias. En nuestro programa de radio entrevistamos a Moira Millan e Irma Caupan Perriot, referentes mapuches del equipo de coordinación de la marcha.


 _ ¿Cómo están viviendo el momento previo a la marcha?

Moira Millan (M): _ Con ansiedad, pero a la vez con mucha alegría. Así como estamos en plena vorágine organizativa, también disfrutamos de ver como a lo largo de todo el territorio, de Ushuaia a la Quiaca, las hermanas van despertando al llamado de no solamente seguir defendiendo los territorios, la naturaleza, sino también de hacerse visible, de traer la voz. Esta marcha ha generado un fortalecimiento muy fuerte en las mujeres de los pueblos originarios. Se están tendiendo lazos de solidaridad con otras luchas, y las mujeres de otros sectores también están mirándonos con simpatía y con deseos de poder caminar con nosotras este sueño.

_ ¿Cuál es el objetivo ideal que esperan conseguir el 21 de abril?

Irma Caupan Perriot (I): _ Queremos empezar un nuevo paradigma, mirar de otra manera, buscando la unidad, la reciprocidad entre los pueblos, la armonía con la naturaleza… Estamos tratando de armar todo un proceso que viene desde otro lugar, de nuestros orígenes, y esperamos que la gente pueda conmoverse, acompañarnos y marchar con nosotras.

_ Con respecto al proyecto de Ley del Buen Vivir, ¿Cómo puede convivir estas ideas con un modelo extractivista que está saqueando nuestros recursos naturales?

I: _ Hablar del Buen Vivir es una manera de visibilizar ese tipo de situaciones. Cuando nos reunimos con las hermanas en Epuyen para darle origen a este anteproyecto de ley aparecieron todos estos temas: los desmontes, el territorio… Y queremos ir un poquito más allá, buscar la unidad, el diálogo para poder construir. Por eso, este es un anteproyecto de un Consejo de Mujeres Originarias para después ir sumando todas las voces, no solamente originarias. Para poder llegar al Buen Vivir hay que ver la manera de poder cohabitar. Va a ser todo un proceso, esto recién es el puntapié inicial, una forma de darle visibilidad a una necesidad que nos compete absolutamente a todos, no solamente a los originarios.

_ Y en cuanto a la ley, ¿Qué plantea en concreto?

I: _ Todavía la ley no está, lo que vamos a presentar es un anteproyecto de ley para armar un Consejo de Mujeres Originarias formado por las treinta y seis naciones, que sirva para dialogar y poder llegar a la ley del Buen Vivir. Que permita que sea respetados los lugares para realizar nuestra espiritualidad, lo referido al parto por ejemplo, y a una cantidad de cosas que tienen que ver con nuestra esencia, que se han ido perdiendo o no se han respetado. Hay un sistema en el cual está previsto que nosotras no tengamos existencia. Nuestros territorios son requeridos porque tienen el agua, el oro, porque están las minas, por eso nos atacan y nos tratan de invisibilizar. También se va a hacer un informe sobre el feminicidio dentro de las comunidades originarias, que es un tema absolutamente vedado por los medios. El día previo a la marcha, el lunes 20, nos vamos a reunir las mujeres de las diferentes naciones para hacer un informe al respecto y presentárselo a Adolfo Pérez Esquivel.

_ La marcha, entonces, parecer ser más una propuesta que una protesta…

M: _ Estamos en época preelectoral, por lo cual hay un montón de sectores oportunistas que creen que vamos a entrar fácilmente en un análisis absolutamente recortado, y pensar que un solo gobierno es responsable.En realidad vivimos en un sistema represivo, injusto, asimétrico, opresivo, antropocéntrico, que depreda la naturaleza, que somete y cercena los derechos de grandes sectores en pos de que algunos poquitos se beneficien. El problema no se resuelve con un gobierno o con otro, se resuelve con nuestra formación, con la revolución de un sistema, construir propuestas, articular un horizonte común hacia donde caminar. El Buen Vivir tiene que ver con poner en diálogo los saberes ancestrales de los pueblos originarios con los movimientos sociales, con el pueblo argentino, que al igual que todos nosotros, está buscando un camino esperanzador de justicia.

Moira Millan, coordinadora de la 1er Marcha de Mujeres Originarias
Moira Millan, coordinadora de la 1er Marcha de Mujeres Originarias

_ Este es un llamamiento de las mujeres originarias, ¿Por qué? ¿Cuál es el rol que le otorgan a la mujer?

M: _ Las mujeres somos dadoras de vida, las responsables de educar a los hijos, que si bien es una tarea que cada vez se hace más dual, con más hombres que se comprometen en la crianza, en general recae en la mujer. Las mujeres venimos con una concepción de arraigo a la vida, de caminar en el aprendizaje, en la transmisión de saberes con nuestros hijos de una manera más directa, más involucrada que el hombre. Somos las cuidadoras de la familia, de los niños, de los ancianos. Tenemos un rol fundamental en el resguardo de los territorios, de los modos de vivir. Esto no es solamente responsabilidad de las mujeres originarias, sino de todas las mujeres y hombres. Creemos que es tiempo de hacer un llamado de atención al patriarcado desde una contrapropuesta que emerge de los pueblos originarios, no sólo desnudando la opresión que el patriarcado da, sino también diciendo que hay una alternativa que todavía está vigente en la sabiduría de los pueblos originarios.

_ La identidad es un proceso que requiere una apropiación, el asumirse parte de colectivo, de su presente y su historia ¿Cómo se vive y construye la identidad mapuche hoy en día?

I: _ Yo tengo una historia muy particular. Mi apellido biológico es mapuche, fui adoptada y pasé a un apellido francés. Sin embargo, mis padres adoptivos mantuvieron mis raíces. Me conservaron la partitura de nacimiento, me compraban libros, me hablaban de atesorar eso que yo tenía, y lo fui construyendo. No viví nunca en comunidad, pero aún así uno lo va construyendo y cada día te vas identificando más, sobre todo lo referido a la naturaleza. Siempre sentí que la fuerza de la vida viene desde ahí, interiormente lo traía conmigo. Es fundamental para cada uno de nosotros poder reconocerse, identificarse. Es lo esencial. Toda mi vida lo fui construyendo, tanto con mis viejos como después de grande.

_ Tanto en Chile como en Argentina hay una fuerte campaña antimapuche, lo que es visible en los medios de comunicación. De hecho recientemente en Villa La Angostura se realizó una marcha “anti-mapuche” ¿Cómo viven estas difamaciones contra su pueblo?

M: _ Con mucho dolor. Recientemente debido a los intereses de las empresas mineras y la especulación inmobiliaria, incendiaron más de 40 mil hectáreas de bosques. Y el gobierno, en vez de salir a investigar los intereses económicos que están detrás de esta barbaridad, de este ecogenocidio-porque entendemos un genocidio no solamente de la vida humana sino de todas las especies- sale a acusar al pueblo mapuche. Nos sentimos perseguidos, oprimidos. Ha habido una versión de la historia oficial que explica que los mapuches, tanto en Chile como en Argentina, somos invasores. En Chile retoman la teoría de Ricardo Latcham,  que explica que los mapuches venimos de las pampas argentinas, mientras que acá, el historiador Rodolfo Casamiquela sustenta lo contrario, que los mapuches venimos de la cordillera del lado chileno. Los chilenos dicen que nos vayamos para Argentina y los argentinos dicen que nos vayamos para Chile, cuando la verdad es que hace 12 mil años que estamos, no somos extraterrestres. ¿Cuál es nuestro hogar? ¿El planeta Marte? Este es nuestro territorio, aquí hemos estado desde antes de la concepción de los Estados-Nación. Tenemos un modo de entender la vida que tiene que ver con la reciprocidad con la naturaleza, con construir en armonía con ella. Vamos a ser siempre los guardianes de la tierra y un obstáculo para la avanzada genocida, depredadora y contaminante de las transnacionales.

Irma Caupan Perriot
Irma Caupan Perriot

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s