“Carlos Fuentealba no fue solo un docente, sino también un obrero de la construcción con ideas socialistas revolucionarias”

aficheenobra

En Obra’ es un documental que repasa la vida y la militancia del docente asesinado en Neuquén, Carlos Fuentealba. Luego de varios meses, se estrenará en el espacio INCAA Km0, Gaumont. Derrocando a Roca entrevistó a Ariel Borenstein, uno de sus directores, e indagó acerca del filme que no ha sido bien recibido en el círculo íntimo de Fuentealba y en un sector del gremialismo docente.

_ ¿Por qué “En Obra” tardó tanto tiempo en estrenarse oficialmente?

_ La viuda de Fuentealba, Sandra Rodríguez, está en contra del enfoque que le dimos al documental. Allí recuperamos la trayectoria de Carlos, no sólo como docente, sino como obrero de la construcción con ideas socialistas revolucionarias. Pero logramos el estreno. Las distintas partes administrativas del INCAA, nos decían que no había ningún problema con el documental, pero quedaba la resolución política.

_ ¿Imaginabas que esto podía suceder?

_Cuando tuvimos que defender el proyecto del documental, sabíamos que iba a ser tomado de manera polémica por la gente ligada a la CTERA, pero demostramos con pruebas lo que decimos en relación a quién fue Fuentealba. Quisimos entrevistar a Sandra (Rodríguez), pero ella eligió no hablar y la respetamos, pero también tenemos derecho a expresar lo que no se conoce tanto. ‘En Obra’ explica como murió Carlos Fuentealba contando como vivió, porque ese 4 de abril del 2007 fue a la ruta en Arroyito a 50 km del centro de Neuquén, sin estar de acuerdo con la táctica. El planteaba hacer un corte en el centro, en el puente que une Cipoletti con la ciudad de Neuquén. Pero fue pese a estar en contra, y también se expuso porque tenía experiencia en lucha, había estado en un gremio como la UOCRA en donde suele haber medidas de lucha más duras. Contradictoriamente, en un conflicto docente pierde la vida.

_ ¿Cuál es la construcción que se pretende “defender” de la figura de Fuentealba y que entra en conflicto con el documental?

_ Se conoce que él fue un docente y  murió siéndolo. En el primer aniversario de su muerte aparecía sin barba en los afiches. Esta es una cuestión simbólica importante, porque remite a la concepción de que con un activista, habría menos motivos para pedir justicia en caso de que lo mataran. Dicho burdamente, el activista sabría en lo que se mete y conocería las reglas de juego. Quizás en un momento, y con buenas intenciones, limitar a Fuentealba a maestro  buscó sensibilizar a sectores más amplios de la población. Yo no estoy de acuerdo, porque los 30 mil desaparecidos luchaban por ideas, eran gente politizada, y la sociedad hasta el día de hoy los recuerda. Carlos Fuentealba se puso a estudiar el magisterio una vez que perdieron el gremio que Gerardo Martinez mandó a intervenir en el año 1992. Era una experiencia de izquierda en la UOCRA que llegó a tener 12.000 obreros. Mientras esa experiencia de lucha avanzaba, el no se planteó ser docente, todo lo contrario, consideraba que podía aprender de los obreros más iletrados y ligó su vida a la suerte de la lucha de la clase obrera. Recién cuando viene la derrota de los 90 en pleno menemismo, él busca una salida. Esta historia está contada a través de todos los que militaron con él, incluso aparece el abogado de Sandra Rodríguez, que fue el abogado de la UOCRA de Neuquén. Aparecen maestras, obreros de la construcción y desocupados de la luchas de los 90.

_ ¿Se encontraron con algún dato que no conocían de Fuentealba?

Encontramos una foto en un diario viejo en la que aparece Carlos en una asamblea de la UOCRA, en un momento en el que él estaba haciendo tareas de seguridad porque la burocracia central quería hacer intervenir el gremio. Pese a que era muy joven, era una persona muy seria, de bajo perfil, y fue uno de los que hizo tareas de seguridad para cuidar entre otros a Alcides Christiansen, que era el Secretario general. También hay bastante material de la década del 80 y el 90, ya como docente.

_ ¿Cómo podemos relacionar lo que ustedes recuperan de Fuentealba en “En Obra” con los conflictos docentes que se sucedieron los primeros meses del año, sobre todo en Neuquén?

_ Para Fuentealba, el corte en Arroyito (acción previa a su asesinato) era una medida tomada livianamente que podría generar una represión y por ende una desmoralización. Así el conflicto se levantaría, y esta maniobra especulativa quedaría disfrazada como forma de lucha. A lo que voy es que Fuentealba estaba en contra de esa dirección ligada a la CTERA, a partir de sus experiencias en la UOCRA de Neuquén, basada en una democracia de abajo que era bien real. Entonces se desprende categóricamente que él estaría hoy con la actual dirección de ATEN en Neuquén, ligado al clasismo, contrario a las dirigencias de SUTEBA y CTERA.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s